COMPARTIR

El Hospital Santa Cruz obtuvo la acreditación de la Superintendencia de Salud, lo que significa que la entidad cumple con todas las características que permiten garantizar las mejores condiciones de calidad, oportunidad y seguridad en la atención a los pacientes.

La resolución, emitida por la Intendencia de Prestadores, señala que el Hospital “cumple con el 100% de las características obligatorias que se le aplicaron y con el 92,8 % del total de las características que fueron evaluadas en ese procedimiento, todo ello en circunstancias que la exigencia de dicho estándar, para obtener su acreditación, consistía en el cumplimiento del 50 % de dicho total de características evaluadas.

Para todos los efectos legales, la vigencia de la acreditación del prestador, se extenderá desde la fecha de la presente resolución, por el plazo de tres años, sin perjuicio que este plazo pueda prolongarse en los términos señalados en el Artículo 70 del Reglamento del Sistema de Acreditación para Prestadores Institucionales de Salud, si fuere procedente.

Cabe destacar que este es el sexto hospital de mediana complejidad acreditada en Chile, por lo que tanto el cuerpo directivo, como los funcionarios del centro asistencial se mostraron muy contentos al momento de la noticia.

Sandra Fuenzalida, Enfermera, Encargada Calidad y Seguridad del Paciente Departamento Calidad y Seguridad del Paciente y quien tuvo una destacada participación en todo el proceso destacó que… “El Hospital Santa Cruz al estar Acreditado permite a los pacientes usuarios tener la confianza de que los procedimientos involucrados en el otorgamiento de las prestaciones han sido supervisados y dan cumplimiento con el estándar de calidad y seguridad en la atención exigido. Alcanzar el 92,8% demuestra un trabajo en equipo extraordinario, riguroso y responsable por parte de todos los funcionarios de nuestro establecimiento”.

La Directora del Hospital Santa Cruz, Dra. Sonia Rodríguez Hermosilla, enfatizó las ventajas que tiene ser un establecimiento acreditado: “Los pacientes obtendrán mayor respeto a su dignidad, más seguridad en los procedimientos clínicos, mejor acceso, oportunidad y continuidad de la atención y acceso a equipamiento e instalaciones más seguras para todos” y agregó que este es un nuevo desafío para los funcionarios en su conjunto de seguir trabajando en pos de entregar día a día una mejor atención a nuestros pacientes.