COMPARTIR

La Brigada de Investigación Criminal de la PDI de Santa Cruz, logró la detención de un joven de 18 años y la incautación de dos pistolas de fogueo adaptadas para disparar, una escopeta, diversa munición y un automóvil que presentaba un encargo por robo del mes de mayo del año pasado.

El hecho se registró en la jornada de ayer, en el sector de Quebrada del Yáquil de la comuna de Santa Cruz, en circunstancias que la Fuerza de Tareas de la PDI estaba realizando una investigación respecto de los incendios forestales que afectaron la zona, se percataron que en el antejardín de un predio estaba un automóvil Chevrolet Sail sin sus placas patentes y cubierto totalmente con mallas de sombra, situación que les llamó la atención por lo que decidieron entregar los antecedentes a los detectives de la Bicrim Santa Cruz, quienes al llegar al lugar y registro voluntario a la propiedad, procedieron a cotejar la información de su placa patente que estaba impresa en el sello verde, estableciendo que el vehículo presentaba un encargo vigente por robo del mes de mayo del año 2016, siendo sustraído por desconocidos desde la comuna de Puente Alto en la Región Metropolitana.

Seguidamente, los detectives ingresaron al interior del inmueble logrando incautar dos pistolas de fogueo que estaban modificadas para disparar munición 22 y 9mm, como además de una escopeta calibre 12, armas que estaban envueltas en ropas y debajo de los muebles, mientras que en el entretecho de la vivienda, los investigadores policiales incautaron munición de escopeta calibre 12 y 16, por lo que fue detenido un joven de 18 años por el delito de receptación flagrante e infracción a la ley de armas.

Del resultado de la investigación se dio cuenta al fiscal de turno quien dispuso que el detenido de 18 años sea puesto en libertad bajo apercibimiento del artículo 26 del Código Procesal Penal a espera de citación por parte de esa fiscalía local.

Fuentes de la policía señalaron que el joven en su defensa indicó que él no tenía idea de estos ilícitos, probablemente sí su padre, el cual hasta el momento no ha aparecido, sí su abogado que se acercó al tribunal a consultar qué es lo que podía suceder con su defendido, sin entregar más detalles.