COMPARTIR

El pasado mes de agosto, la Comisión Especial Investigadora de los problemas de recursos, logística y organización existente en el país para el manejo de emergencias producidas por incendios forestales, aprobó las propuestas y conclusiones implementadas por los parlamentarios, tras su creación, después que los incendios forestales azotaran el centro-sur del país el verano pasado. Entre las más importantes destacan dar urgencia al proyecto que crea el Servicio Nacional Forestal en reemplazo de Conaf, pero además, impulsar una coordinación mayor entre los distintos servicios públicos a la hora de reaccionar frente a este tipo de emergencias.

La instancia buscaba determinar si existía responsabilidad de parte de las autoridades gubernamentales con respecto al mal manejo de la emergencia, y es en ese punto donde el diputado Ramón Barros, según informa el diario El Tipógrafo en su página web, criticó las conclusiones de la comisión, diciendo que “es un informe anodino, que no dice nada, que describe más bien los hechos, no establece ninguna responsabilidad en nadie. Desde un inicio se intentó poner una verdad oficial, de que este había sido un incendio de tales proporciones que no había nada que hacer”.

El parlamentario agregó que “existió todo un capítulo referido a la responsabilidad del gobierno en torno a la reacción lenta en torno al fuego inicial, respecto a la incapacidad de absorber el ofrecimiento de Rusia, de Lucy Ana Avilés; a la falta de respuestas rápidas, a la burocracia interna que determina la toma de decisiones y al nombramiento de autoridades de orden político de la emergencia”, cerró.

Pese a las críticas realizadas por el parlamentario UDI, el informe ahora pasará a la Sala de la Cámara de Diputados, donde Barros espera “se puedan revertir los puntos que quitan responsabilidad al gobierno en el mal manejo de los incendios forestales”, según informó el tabloide.