Inicio Policía y tribunales Gracias a testigo PDI detuvo dos personas que robaron especies desde un...

Gracias a testigo PDI detuvo dos personas que robaron especies desde un automóvil

Transeúnte avistó momento en que los imputados rompieron la ventana del vehículo y sustrajeron artículos.

Luego de recibir un llamado al nivel de emergencia 134, de la PDI, donde una persona señalaba haber sido testigo de un robo que afectó a una camioneta que se encontraba estacionada en las cercanías de las calle Cáceres con Estado, la comuna de Rancagua, personal de Turno de la Brigada Investigadora de Robos (BIRO) de la misma ciudad, mantuvo al testigo al teléfono, ya que esta se encontraba siguiendo a los imputados a una distancia prudente, para mantenerlos a la vista.

Gracias a que el transeúnte entregó información precisa respecto de las características físicas de los implicados en el delito, así como de sus vestimentas y el trayecto que se encontraban realizando, un segundo equipo de la BIRO Rancagua, se trasladó hasta Avenida Alameda Bernardo O’Higgins de la misma ciudad, donde interceptaron a un sujeto de 20 años edad y a un adolescente de 17 años, a quienes se les encontró una mochila con especies personales avaluadas en 100 mil pesos, de las cuales no pudieron justificar procedencia, razón por la cual fueron detenidos en flagrancia.

A pesar que los detectives no pudieron identificar el vehículo desde el cual habían sustraído la mochila recuperada, ya que no se encontraba estacionada en el lugar donde el testigo señaló que ocurrió el hecho, estos pudieron evidenciar restos de vidrio en el suelo, lo que concordaba con la dinámica relatada por el transeúnte que presenció el accionar de los imputados. No obstante lo anterior, luego de una exhaustiva revisión a los elementos encontrados dentro de la mochila, se halló un pendrive que contenía archivos que permitieron identificar al dueño de la mochila, ubicarlo y entregarle sus especies.

Pese a agradecer la acción del particular que dio aviso del hecho, desde la PDI recomiendan que, en caso de ser testigo de hechos similares, las personas no hagan seguimientos a los implicados en los delitos, y sólo se limiten a recodar la mayor cantidad de características físicas y de las vestimentas de los mismos, así como anotar patentes de los vehículos en los cuales se trasladen, para posteriormente aportar aquellos datos a la policía.