Inicio País Presidente Piñera promulga ley que regula la dieta parlamentaria y sueldos de...

Presidente Piñera promulga ley que regula la dieta parlamentaria y sueldos de funcionarios y autoridades

El Presidente Sebastián Piñera promulgó este lunes la ley que regula la dieta parlamentaria y sueldos de funcionarios y autoridades, parte de los compromisos de la Nueva Agenda Social del Gobierno para una nueva forma de relacionarse entre la autoridad y la ciudadanía.

La nueva legislación crea una comisión técnica con experiencia en la función pública que tendrá la responsabilidad de fijar periódicamente las remuneraciones de las altas autoridades del Estado y sus asesores, con un criterio técnico y objetivo.

«Hoy (lunes) hemos promulgado un proyecto de ley que rebaja, reduce, disminuye las dietas que reciben los parlamentarios y los sueldos que reciben el Presidente de la República, los ministros, los subsecretarios, los intendentes, los gobernadores y otros funcionarios públicos”, señaló el Primer mandatario tras promulgar el cuerpo legal.

“Esta ley le encarga en forma inmediata, en un plazo de 30 días para algunos y 90 días para otros, que el consejo de la ADP analice y establezca esta reducción de dietas y sueldos, como un mecanismo transitorio y prácticamente inmediato. Pero la ley también le encarga, en forma permanente, a una comisión especial, integrada por cinco miembros que son propuestos por el Presidente de la República y aprobados por 2/3 de los senadores, la tarea de cada cuatro años fijar las rentas de los funcionarios públicos y las dietas de los parlamentarios», agregó luego el Presidente Piñera.

“Sin duda, esta reducción de las dietas de los parlamentarios y sueldos de algunos funcionarios públicos es urgente y necesaria. Y fortalece la verdadera vocación del servicio público y la austeridad con que deben actuar siempre los servidores públicos y muy especialmente en estos tiempos en que tantas familias chilenas están sufriendo tantas privaciones, tantas carencias, tantas angustias”, dijo el Presidente.

ESTADO MODERNO

Otro de los planteamientos del Presidente de la República fue una modernización del Estado. “Hacerlo más ágil, más flexible, que pueda actuar con mayor oportunidad, con mayor eficacia, y creo que la pandemia que hemos sufrido en el último tiempo ilustra con claridad la urgencia de modernizar nuestro Estado. Y estas reformas son parte de un plan de modernización del Estado que también incluye un esfuerzo muy grande de mejorar la eficacia y la localización con que se gastan los recursos públicos», acotó.

«Frente a esta pandemia sanitaria del coronavirus, frente a esta pandemia social de la recesión mundial y las consecuencias que están teniendo y que están sufriendo muchas familias chilenas en materia de pérdida de empleos, en materia de reducciones de ingresos, en materia de riesgo de sobrevivencia para las pequeñas, micro y medianas empresas, el diálogo, la colaboración y la búsqueda de acuerdos son hoy más necesarios que nunca”.

Mientras más difícil la situación, mientras más grandes los problemas, mientras más exigentes los desafíos, más diálogo, más acuerdos, más colaboración necesitamos en nuestro país porque la historia nos ha enseñado una y mil veces que cada vez que nos hemos dividido nos ha ido mal, y hemos terminado con grandes derrotas. Cada vez que nos hemos unido nos ha ido bien y hemos conquistado grandes triunfos, como por ejemplo la forma en que recuperamos nuestra democracia, la forma en que reconstruimos nuestro país después del terremoto del 27F del 2010″.

PROTECCIÓN DE LA VIDA Y EL EMPLEO

El Presidente Piñera señaló finalmente que “estamos absolutamente convencidos que luchar por proteger la salud y la vida de nuestros compatriotas, por proteger los empleos de los trabajadores, los ingresos de las familias, la sobrevivencia de las empresas, y por prepararnos para que la reactivación de nuestra economía y nuestra capacidad de volver ponernos de pie sea una reacción y una capacidad firme y clara, merece un gran acuerdo nacional. Pero también, quiero decirlo con mucha claridad estos acuerdos tienen que ponerse dentro de un marco de responsabilidad fiscal y un marco de presupuesto fiscal que nos permita enfrentar con mucha sensibilidad las necesidades, con mucha responsabilidad los desafíos del futuro».